Mostrando entradas con la etiqueta bash. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta bash. Mostrar todas las entradas

lunes, 10 de diciembre de 2018

Dando color al terminal #3

Como se ha visto en entradas anteriores del blog, se puede dar formato al texto del terminal para hacerlo más atractivo y llamativo de cara al usuario.
Inicialmente hemos visto cómo dar color al texto. Posteriormente, se vio cómo aplicar negrita, cursiva y subrayar el texto. En la entrada de hoy vamos a ampliar los estilos que se pueden usar para dar formato al texto del terminal.

jueves, 6 de diciembre de 2018

Contar lineas idénticas

Hoy voy a plantear una solución sobre cómo realizar un conteo de lineas idénticas salidas de una aplicación o script.
Pongo un ejemplo, pero este método es aplicable a cualquier otro caso.
Objetivo: se quiere conocer cuántos ficheros hay dentro de un directorio por extensión.
El listado de ficheros se puede realizar fácilmente mediante find:
find . -type f -exec basename {} \;
Ahora vamos a quedarnos solo con la extensión:

lunes, 3 de diciembre de 2018

Dando color al terminal #2

Como vimos en una entrada anterior, dando color al terminal, el terminal de Linux no siempre ha de ser negro sobre blanco. Hoy vamos a ver más formas de dar formato al texto del terminal.

jueves, 29 de noviembre de 2018

printf para bash

Bash dispone del comando echo para mostrar texto por el terminal. No obstante, en ocasiones este comando se nos puede quedar corto y se hace excesivamente elaborado formatear ciertas cadenas de texto a nuestro gusto.
Para estos cometidos, el comando interno de bash printf será de gran ayuda dado que funciona de forma bastante similar a printf de C.
Veamos un ejemplo de formateo de texto en forma de tabla:

lunes, 26 de noviembre de 2018

Variables bash #1

Bash tiene multitud de variables internas que permiten obtener una gran variedad de información. Una de ellas es $SECONDS.
Esta variable indica el número de segundos que el proceso bash está en ejecución. Si lo ejecutamos sobre la linea de comandos, obtendremos el tiempo que ese shell lleva en ejecución:
$ echo $SECONDS
292
Si lo ejecutamos dentro de un shell script que use bash, podremos usar esta variable para controlar el tiempo máximo de ejecución del script, ejecutar alguna acción cada x segundos, etc.
#!/usr/bin/env bash

MAXIMO=10

while [ $SECONDS -le $MAXIMO ]
do 

  echo "$SECONDS segundos de ejecucion del script"
  sleep 1

done

jueves, 22 de noviembre de 2018

Dando color al terminal

La consola de Linux permite el uso de colores en el texto para dar un toque distinto a nuestras aplicaciones. Estos colores se activan mediante el uso de códigos de escape ANSI.
Por ejemplo, si se desea escribir un texto en rojo pondríamos lo siguiente:
$ echo -e "\033[31mRojo"
Siendo los caracteres iniciales el código de escape ANSI asociado a dicho color.
Los colores que se pueden usar son los siguientes:
  • Negro: \033[30m
  • Rojo: \033[31m
  • Verde: \033[32m
  • Amarillo: \033[33m
  • Azul: \033[34m
  • Lila: \033[35m
  • Cian: \033[36m
  • Blanco: \033[37m
A continuación se muestra una forma práctica de usar estos códigos de escape:

lunes, 19 de noviembre de 2018

Instrucción vacía

La mayoría de los lenguajes de programación tienen lo que se denomina instrucción vacía. Esta instrucción en realidad no realiza ninguna función práctica, pero permite rellenar un hueco allí donde se necesita.
Veamos un ejemplo en Python:
import sys
try:
    f = open('myfile','r')
except:
    pass
En este ejemplo, si el fichero myfile no existe saltará una excepción que será capturada por el bloque try. Como no se requiere ejecutar ninguna acción si salta la excepción y la sección except hay que colocarla, se pone en ella la instrucción vacía pass de Python.
Veamos cuál es la instrucción vacía en bash y qué usos se le puede dar.

jueves, 15 de noviembre de 2018

bash en modo debug

Bash permite la ejecución de shell scripts bastante potentes. A menudo, este es un recurso muy utilizado por administradores de sistemas para labores de lo más variadas.
A todo el mundo el ocurre en alguna ocasión que un script no hace lo que debería, falla en algún punto y a pesar de revisar el código una y otra vez no se ve el punto de fallo.
Llegados a esta situación, es el momento de añadir comentarios a lo largo del código para intentar acotar el segmento donde se produce el fallo. Un echo dentro del if y otro en el else, para ver por dónde pasa. Y uno más en el bucle para ver las repeticiones que se producen.
Una vez encontrada y corregida la errata, a buscar todos los comentarios que se insertadon para eliminarlos.
Hay un método mucho más fácil para seguir la pista a la ejecución de un script y ver así cuál es su punto de fallo.